Fimosis, frenillo corto, craurosis del prepucio (balanitis xerotica obliterante), incurvación congénita, enfermedad de La Peyronie.

Tratamiento quirúrgico de afecciones congénitas y adquiridas por motivos estéticos e higiénicos como a fimosis, o preventivos como la craurosis del prepucio que puede evolucionar hacia una estenosis uretral por liquen escleroatrófico.

La incurvación del pene en erección puede ser congénita (pene combo) o adquirida (enfermedad de La Peyronie), teniendo tratamiento quirúrgico por motivos estéticos o funcionales (dificultad o imposibilidad para la penetración). La técnica empleada par a solucionar el problema varia entre plastias o injertos, pudiendo producirse un acortamiento del pene en las primeras. Los injertos son más complejos pero evitan el acortamiento del miembro.